Dejar de tomar café

¿Dejar o no dejar el café?

48

 

El pasado 29 de septiembre se celebró el Día Nacional del Café, ésta bebida es una de las más populares alrededor del mundo, sin embargo su consumo puede traer algunos problemas debido a sus componentes.

 

¿Quieres dejar de tomar café? Antes de hacerlo debes saber que dejar el café trae consigo algunas consecuencias, debido a la adicción que creamos a la cafeína.

 

Si eres un asiduo al café, té con cafeína, refrescos o bebidas energizantes, al dejar de consumirlos, algunos de los primeros síntomas son: fatiga, dolores de cabeza y cambios de humor muy fuertes.

 

El truco está en dejarlo de manera paulatina, para que no sientas incluso los efectos de una depresión.

 

 

Ventajas de dejar el café

 

  • Abstenerte de la cafeína te ayuda a perder peso: debido a que se evitan los altos niveles de azúcar que tienen los refrescos y bebidas energizantes que consumías. Pero no te confíes, ya que dejar de consumir cafeína te llevará a sentir más apetito, pues ésta es un poderoso supresor del apetito temporal.

 

  • Vas a dormir mejor. Según una investigación publicada en el Journal of Clinical Sleep Medicine, tomar bebidas con cafeína hasta 6 horas antes de que te vayas a la cama, provocará que tu sueño se interrumpa, así despertaras cansado y necesitarás más cafeína; es un ciclo del que te será difícil salir.

 

  • Te sentirás menos ansioso y estresado.

 

 

Desventajas de dejar la cafeína

 

  • Al hablar en específico del café, nuevas investigaciones señalan que tomarlo te protege del cáncer de intestino y otros tumores malignos, como el melanoma, cáncer de hígado y de próstata.

 

  • Los bebedores regulares de café pueden disfrutar de una ligera disminución en el riesgo de mortalidad por diabetes tipo 2, y hay quien dice que protege contra la enfermedad del Parkinson.

 

  • Otros beneficios del café están asociados con mejores niveles de memoria, estado de ánimo y energía.

 

  • La cafeína mejora el rendimiento y la intensidad del ejercicio.

 

Tú decides, continuar con cafeína o dejarla.

 

La cafeína ha sido alabada por muchos y repudiada por otros, lo cierto es que actúa de forma diferente en las personas. Si quieres dejarla, empieza por una disminución en tu ingesta diaria de productos que la contengan, así tendrás menos efectos secundarios.

 

 

Vía Bienestar 180